En Sputnik otra vez.

Después de varias semanas, por fin foy fue mi primer día por segunda vez en el Sputnik. Hay nuevos compañeros y todos me caen bien hasta ahora. No fue un día muy productivo porque difícilmente Antonio me ponía a hacer algo.

Rubén me tomó desprevenida al decirme que me quedara a trabajar, pues pensé que sólo íbamos a platicar para quedar de acuerdo cuándo empezaría. No llevaba absolutamente nada; mochila, dinero, libro, comida, etc., así que me escapé antes de que dieran las 3 de la tarde (la hora de la comida), fui a mi casa y me llevé mis cosas y comida, y regresé al estudio justo al cinco para las 4 de la tarde. Lo demás fue rutinario, lo que ya sé cómo funciona en el estudio.

Estoy emocionada porque me pagarán mucho más de lo que ganaba la última vez que trabajé aquí, y eso me da la posibilidad de ahorrar para muchas cosas. Veo más cerca la posibilidad de comprar mi restirador y otros materiales muy pronto.

¿Qué opinaría Adam West? ¿O tu?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s