Lovely Rita

Rita

Nyo

Es una gatita de menos de dos meses, creo. Es gris con blanco y amarillito, y sus ojos son verdes.

Y ESTÁ BIEN BONITA merda

14 de Junio, 2013

Tiene unos ojotes que me ven quien sabe cómo, y tiene unas orejotas y unos bigototes y unas patitas y una colita y una panzota y una naricita  y AWWWWWAKJ SDHSjkhsajk dhku8wesf jash28qwj8293jkdkg dgfjk khfkjdjdfkg jdghsjkghkjsdghkjsdhg jhfgkj sdfgh jkdfghk hdfghd jhgdf hjdfgkdfjhgkdjfh iur wbg iun387g n984u gjkne 84e k

Ok, ya

La adoro, es muy inteligente y traviesa, aunque aún le tiene un poco de miedo a la gente. Y a los animales grandes.

La tengo desde hace una semana. El viernes pasado fue que Efrén me la dio (un amigo de el se la encontró, encuentran gatos como deporte, o algo así). La verdad no esperaba a que se encariñara mucho con ella, ya que me había dicho que no le gustaban mucho los gatos y que prefería los perros. Incluso llegó a ser tema de discusión muchas veces (no discusiones como tal, pero sí era un tema de conversación algo frecuente, más a manera de broma).

Fui temprano a la casa de Efrén, actualmente está haciendo un curso para hacer el examen del CENEVAL (le está yendo bien), así que tenía que llegar antes de la hora en la que el se tenía que ir. Cuando llegué, me llevó a urtadillas a su cuarto, donde tenía a la gatita (aún no sabíamos si era hembra o macho) envuelta en una de sus playeras. Las orejas de la gatita se veían enormes, al igual que sus ojos, los cuales son muy expresivos. Después de que le dieron croquetas con leche, le dio diarrea, así que estaba más enferma de lo que originalmente estaba (oops…). Efrén vive lejos desde donde yo vivo con mis papás, así que el viaje en metro es algo largo, me preocupaba un poco que la gatita no aguantara el viaje. Llegué preparada con una caja (casualmente de palomitas ACT II) y la metí ahí, con una sábana y la playera.

Efrén y yo nos fuimos juntos, pero el tenía que ir a su curso, y yo tenía que llevar a la gatita al veterinario. Efrén no dejaba de delirar, “prométeme que la vas a cuidar”, no dejaba de decirme eso. “No tengo nada que prometer poque es un hecho que la voy a cuidar”, le dije para que dejara de hacerme prometer que la cuidaría (y me hizo prometerlo 3 MALDITAS VECES). Pero bueno, fuera de eso estábamos contentos de habernos visto aunque fuera un rato.

“Si es hembra, que se llame Rita. Dijo Efrén. Nuestra gata-hija.”

Efrén + Beatles / Gata = Rita (?)

La verdad no sabía qué pensar de que Efrén dijera que Rita era como nuestra gata-hija, pero la mezcla de todos los sentimientos encontrados que tengo con esa situación, me deja una sensación cálida y bonita. Es bastante raro y extraño (?), pero admito que me gusta.

Cuando llegué al café internet, el Jefe me recomendó su veterinario, está relativamente cerca, pero me fui en taxi para llegar más fácil y rápido. Cuando llegué, me atendieron rápido y con cordialidad. Es como un refugio para animalitos, perros y gatos callejeros, muy humanitario y humilde, ni siquiera cobran la consulta. El veterinario revisó a la gatita y dijo que sólamente tenía pulgas y parásitos, aparte de eso todo lo demás estaba bien, lo cual fue un alivio para mi. El veterinario recetó un medicamento, suero y comida dietética para su diarrea, y tendría que regresar al día siguiente. Después de que el veterinario hubiera tomado una muestra de la diarrea de la gatita, nos fuimos de ahí.

17 de Junio, 2013

Rita estaba muy débil aún para comer y beber agua sola. Era prácticamente un costal de huesos y parásitos. La estuve atendiendo estando en la cafetería, le compré un collar, al jefe no le molestó que estuviera ahí. Era muy padre y divertido cuidarla. Y conforme iban pasado los días y veía el avance que estaba teniendo Rita, me conmovía hasta las lágrimas, porque era ver y SENTIR que en verdad iba a sobrevivir, que iba a ser una gatita sana y que tendría una vida normal, disfrutar del juego que implica cazar y torturar cucarachas, verla volverse loca cuando le sirviera su comida, escuchar el eco de sus ronroneos cuando le acariciara el lomo, que durmiera conmigo en mi cama, dejar sus pelos en mi ropa, y todas esas cosas que hacen los gatos lindos cuando están sanos y felices.

Después de 3 o 4 días, Rita ya jugaba y hacía bien del baño. Me dije a mi misma ¡Éxito!, pero no puedo cantar victoria todavía, el veterinario tiene que revisarla de nuevo éste fin de mes. Pero mientras, ella ya está más sana que hace una semana y eso me tiene muy contenta y satisfecha; sabe usar la caja de arena, come bien, juega salvajemente y duerme como un tronco durante el día.

El miércoles la vio Efrén, y se enternece demasiado con ella. Admito que es gracioso y lindo a la vez. Vuelvo a decirlo, es bastante raro porque nunca había sentido (o creí que llegaría a sentir) algo así (que ni siquiera sé qué chingados es)

Y pues, bueno, ésta es Rita ahora, después de una semana de estarla cuidando día y noche, jugando y durmiendo con ella. ¿Verdad que es hermosa?

FIN

2 pensamientos en “Lovely Rita

  1. La verdad es que está bien cute *-* con esos ojitos tan tiernos <3 tienes que subir más fotos :3 al menos al fb
    Ahora ya sabes qué se siente??????????????? ya te veré ahí abrazandola a cada rato y besandola u_u es inevitable no hacerlo, asi me pasa con mao, ahora sentirás lo que siento (?)

¿Qué opinaría Adam West? ¿O tu?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s