Navidad

El iba a venir para la cena de Navidad que se hace todos los años en casa. Me emocionó mucho la idea porque sería la primer navidad que pasaríamos juntos, pero no vino y eso me entristeció. Admito que me enojé y que me molesté mucho, pero tampoco podía enojarme con el; se ha sentido mal en estos últimos días por una especie de gripa que le dio, se ha estado esforzando y necesitaba descansar.

No sé si me estoy viendo muy condescendiente, conformista o hasta cierto punto pendeja, pero honestamente no me importa porque después de analizar la situación, lo que me molestó más fue que no se cumpliera el hecho de podernos ver en ese día como se había planeado, y ya.

Y es que muchas veces tengo ese delirio estúpido de que el tiempo que no estamos juntos, es tiempo perdido. Con esto no quiero decir que es de a pinche huevo que estemos juntos todo el p_to día, que no podemos vivir uno sin el otro y cosas enfermizas así. Sino que hay momentos que quiero compartir con el o que sería genial que ambos hiciéramos juntos y así, y cuando no puede ser así entonces me llega ese pensamiento molesto que me hace sentir algo que parece melancolía y digo “lo extraño mucho”.

Pero después de analizar más todo eso, pensé en todos esos otros momentos en los que estuvo conmigo acompañándome y hasta cuidándome: después del asalto, cuando me operaron del apéndice y durante la rehabilitación de la operación. En el trabajo, cuando me enfermé de gripe y quedé afónica, cuando me enojo, cuando me acompaña a comprar ropa o cuando estoy en mis días  (nunca dejo de pensar que me tiene mucha paciencia). Pero principalmente me acuerdo de cuando estuvo conmigo en el día de mi cumpleaños, y que eso fue el mejor regalo que pude haber recibido por parte de el; su presencia en mi vida es muy valiosa para mi.

De verdad ha hecho muchas cosas por mi (más de las que me pude haber imaginado), así que dejé de quejarme y enojarme por mamadas, y comí sopa de chile poblano, pavo y gelatina con bombones en compañía de mi mamá, mi hermana, mis tíos y la Kiba.

Papi fue a trabajar, así que más cómoda no podía estar <3

Entonces… A lo mejor no pudimos estar juntos en esta navidad que pudo haber sido la primera, para que cuando pasemos nuestra primera navidad juntos, sea la mejor de todas, épica.

___________________________________________________

Y así festejo mis 400 entradas en mi blog.

Bendito seas, bloguesito, te quiero mucho ;w;

 

FIN

y feliz navidad.

Anuncios

Un pensamiento en “Navidad

¿Qué opinaría Adam West? ¿O tu?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s