Trampa

¡Hola! ¿Sabes? me caes bien.
¿Quieres jugar conmigo? ¡Vamos a divertirnos juntos y ser amigos!

¡¡Juguemos, juguemos, juguemos!!

¿Uh? ¿Te diviertes?
¡Oh! ¡Quieres hacer trampa!
¿Es eso? ¿Así te parece más divertido?

(Creí que te gustaría ser mi amigo…)

¡Muy bien! Te dejaré hacer trampa solo porque me caes bien y yo quiero jugar.

¡¡Trampa, trampa, trampa!!

Cavaste un hoyo en la tierra y he caído.
Entre las manzanas que iba a comer, gusanos has escondido.
En la obscuridad de una habitación me has encerrado.

(Me has hecho llorar…)

¿Te diviertes haciendo trampa? ¿Dices que soy tonta al caer en tus trucos?
Me alegra que te diviertas…

¿Terminaste tu turno? ¡Qué bien! ¡Ahora es mi turno!

¡¡Mi turno, mi turno, mi turno!!

No te miro, tus colores no combinan.
No te escucho, tu música no me gusta.
No te pienso, no cabes en mi cabeza.
Quieres que te preste mi atención, pero no me das confianza.

Algo quieres, algo buscas.
Tu no sabes lo que es, pero yo sí se la respuesta.
Sabes que lo sé. Y eso yo lo sé.

(Me hace sonreír y las lágrimas desaparecer…)

¿Quieres que te diga lo que es?
¿Lo quieres? ¿lo necesitas?

¡¡Tu turno, tu turno, tu turno!!

Ahora te caigo mal,
pero ¿crees que eso me importa ahora?

Me gritas, me insultas, me humillas,
haces de todo para que yo haga lo que tu digas
crees que me puedes dominar,
y que así me puedes ganar.

¿Estás enojado?
Ah, estás frustrado.
Te ves muy mal, estás demacrado.
Pero aun quieres jugar…

(Ya no puedes escapar…)

Te tengo en mis manos,
y te da miedo pensar,
que de ti me voy a olvidar.

Ahora me pregunto,
¿quién es el que como dominado está?

¿Ya no quieres jugar?
Pensé que te divertías.
¡En verdad eso pensaba!

Me das la espalda ahora.

(Simplemente no me quieres ver a la cara)

Enojarse no es malo,
las lágrimas pueden ser tu mejor medicina.

Pero llorar te da miedo.
Porque todos te verán.
Todos sabrán lo que eres en realidad.

Ocultaste tu corazón
bajo una máscara con impura felicidad.

No eres quien quieres ser.
No eres quien crees ser.

Al verme a mi, frente a un espejo te has parado.
Al verme a mi, a ti te has enfrentado.

Tu historia y tu pasado
es lo que ves en el espejo reflejado.

Y que, por más que lo intentes romper
es algo que jamás lograrás destruir.

Es por eso que es mejor cubrirlo
con la manta negra de la sombra
bajo la que siempre vives,
de lo que solo puedes tener al soñar.

¡Hola! ¿Sabes? me caes bien.
¿Quieres jugar conmigo? ¡Vamos a divertirnos juntos y ser amigos!

¡¡Juguemos, juguemos, juguemos!!

Intenta hacer trampa…
porque yo hago travesuras…
y me gusta y disfruto
cuando las reglas del juego no te gusta seguir.

FIN

¿Qué opinaría Adam West? ¿O tu?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s